Hay fotos eróticas que son complicadas: necesitas una iluminación o un día especial. Pero hay un tipo de foto erótica que es muy fácil y se puede hacer siempre: las fotos eróticas en el baño con espuma!

La espuma es un recurso erótico estupendo, porque nos ayuda a mostrar lo justo, dejando entrever el resto. Y eso es lo que realmente lo convierte en erótico: provoca y sugiere.

Además tiene otra ventaja: con la espuma podemos ocultar aquellas partes del cuerpo de las que no nos sentimos tan orgullosos y resaltar nuestros puntos fuertes. Así le sacamos el máximo partido a nuestro cuerpo.

Y por último: es un tipo de foto que podemos hacer cuando queramos. Sólo necesitamos un tipo de jabón que saque mucha espuma y ya podemos excitar a nuestra pareja!