Todos tenemos un momento durante el sexo en el que necesitamos motivación, algo que nuestra pareja nos hace o dice y que nos sube las energías de golpe y lo damos todo! Esa motivación es importantísima y es una de las grandes diferencias de las parejas que se conocen y disfrutan al máximo con el sexo. ¿Sabe tu pareja qué es lo que te motiva? ¿ Y sabes tú cuál es su punto flaco?

Sexo para parejas - motivación sexual

Por muy excitados que estemos durante el sexo, hay un momento en que si nuestra pareja hace algo pasamos a una excitación mucho mayor. Este toque especial es algo muy personal, que requiere que conozcas a tu pareja.

Estos puntos de motivación sexual pueden ser muy útiles durante los juegos previos o para convertir esos juguecitos en sexo duro, pero donde realmente valen su precio en oro es en el momento antes del orgasmo. Si realmente sabes lo que le motiva a tu pareja, le llevará a un orgasmo mucho más intenso y placentero.

Así que lo primero es preguntarse si sabemos lo que motiva a nuestra pareja de esta manera. Y también hay que tener en cuenta que es algo que va evolucionando y cambiando, así que no nos vale con lo que le gustaba hace tres años. Cada motivación irá perdiendo su fuerza si la usamos muy a menudo, pero se verá sustituída por otra, ya sea totalmente nueva o quizás una versión más dura de la anterior.

Si no tenemos clara la motivación actual de nuestra pareja, la solución es bien fácil: hablarlo y probar. De hecho es un juego sexual muy divertido: ir probando actividades sexuales o ideas hasta dar con la que más efecto tiene. De esta forma durante un tiempo nuestro sexo tendrá un objetivo, y será totalmente distinto.

Sexo para parejas - motivación y estimulación sexual

Unos cuantos ejemplos de lo que suele motivar sexualmente:

  • Azotes: Imagínate que tu pareja está encima tuyo durante el sexo y cuando empieza a acercarse al orgasmo le das un buen azote en el trasero. ¿Cómo se lo tomaría?
  • Que nos animen: Muchas personas sienten más placer al ver que su pareja está también a punto, por lo que se motivan si se les anima: “sigue, sigue”, “dame más, dámelo todo”, “rómpeme, me voy a correr”… El nivel de lo que digas ya depende de cada uno, claro!
  • Insultos, palabras guarras: Aunque también tiene que ver con las palabras como en el caso anterior, estas palabras son totalmente distintas: se trata de decirle obscenidades o insultos. No todo el mundo disfruta de ello, claro, pero para muchos es una forma de convertirse en otra persona durante el sexo
  • Estimular una parte del cuerpo: pellizcar pezones, ano… : Hay zonas erógenas que tienen una sensibilidad especial cerca del orgasmo, siendo mucho más receptivas y estimulantes de lo que son en otros momentos del sexo. Por ejemplo hay pezones que durante los juegos previos son muy delicados, pero cerca del orgasmo son capaces de aguantar estímulos muy fuertes, dando mucho placer. Pasa lo mismo con los testículos, ano, etc. Eso sí, para probar esto hay que ir con cuidado!

Sexo para parejas - motivación sexual en una zona del cuerpo

  • Sexo duro: Hay quien no disfruta del sexo duro como juego previo, pero que una vez metidos en harina les vuelve locos. Hay que dejar salir el lado salvaje y agarrar a tu pareja del pelo o incluso darle algún golpe. Eso sí, no lo intentes sin comprobar que le gusta o tendrás un problema!

Sexo para parejas - sexo duro como motivación sexual

  • Dominación: La dominación es muy similar al sexo duro, hay quien se siente insultado con estos juegos pero que si están excitados se vuelven locos con las órdenes y el control.

Y por supuesto ahora viene la pregunta a la inversa: ¿sabe tu pareja qué es lo que te motiva sexualmente a ti? Y no estamos hablando de que te hagan un striptease o algo así, sino de lo que realmente te vuelve loco/a, lo que hace que se te abran los ojos, acelere el corazón y estés a punto del orgasmo. ¿Lo sabes tú? Pues si no es así va siendo hora de investigarlo con tu pareja, y en cuanto lo tengas claro te tienes que asegurar de que lo sabe, ya sea diciéndoselo claramente o dejándole que lo descubra por medio de tus gemidos y reacciones.

 

Cómo evoluciona

Como hemos comentado, lo normal es que esta actividad especial pierda su toque especial cuanto más se use, y se vea sustituída por otra. A menudo el nuevo elemento motivador está relacionado con el anterior: por ejemplo podemos pasar de mordiscos en los pezones a usar pinzas especializadas. O pasar de las caricias anales a la penetración anal. Esto indica que esa zona erógena es especialmente sensible, y que podemos buscar varias formas distintas de estimularla, aumentando el estímulo con el tiempo. Por ejemplo en los pezones podemos llegar a probar la cera caliente!

Sin embargo hay casos en los que la nueva motivación no tiene nada que ver con la anterior. Estos casos indican que ha sido simplemente una “moda”, algo pasajero y que hay que seguir buscando.

En ambos casos es muy recomendable “revisitar” la antigua motivación al de un tiempo. Es decir, que no te olvides de lo que le volvía loco/a a tu pareja, y vuelve a probarlo al de unos cuantos meses sin usarlo. De esta forma le pillarás por sorpresa y puede que recuperes ese placer que le daba anteriormente!

Sexo para parejas - estimulación sexual

 

Categorías: Generales

3 comentarios

Rocio Lopez · 21/10/2014 a las 4:49 pm

Con mi pareja tenemos muchas fantasías y nos motivamos mucho para hacer realidad lo mas posible… Pero quisiera saber como se hace para ver comentarios sobre lo que se escribe o como participamos con otras parejas, interactuar mas en esta pagina… quisiera contar muchas cosa, fantasías etc.

    larpham · 31/10/2014 a las 8:11 pm

    Pues es muy sencillo: para añadir una fantasía te vas al apartado “Fantasías eróticas” y ahí tienes un campo para crear la tuya. Si quieres proponer cualquier otra cosa puedes utilizar los comentarios o ir al apartado “Propón o cuenta algo”. Venga, atrévete a ver si nos consigues sorprendernos!!

kart tauner · 27/10/2014 a las 12:28 pm

Hola Rocio: màs de una vez tengo alguna que otra fantasia…no siempre se me cumplen ya que despuès de cierta edad en que la mujer, es como que le cuesta hacer ciertas poses…obvio que uno se va acostumbrando a la persona que tiene al lado y por lo tanto hay cariño y comprension…

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.