Entre las preguntas que nos habéis hecho en el apartado para la comunidad, un anónimo nos ha pedido que profundicemos un poco en el mundo de los juegos sexuales con los pies, ya que la introducción que hicimos sobre la podofilia y los footjobs le atraía pero le sabía a poco. Y eso es muy buena señal, ahí tenéis un filón para satisfacer vuestra sexualidad durante un tiempo!

Sexo para parejas - juegos sexuales con los pies

La atracción sexual por los pies es muy común, e incluso se han encontrado razones científicas para ello. Como es comentamos en un post anterior, los pies dan para mucho, ya que son una zona del cuerpo que se encuentra bastante olvidada.

En general encontramos mucha información sobre los footjobs, en los que la mujer masturba al varón con sus pies. Pero esta nos es más que una variante de los juegos con los pies! Hay dos posibilidades básicas de juegos:

  • Que nos exciten los pies de nuestra pareja: Es decir, excitarse viendo los pies de nuestra pareja, siendo tocado por ellos, tocándolos, etc. Suele ser más habitual en varones, que son más visuales, pero también hay mujeres que disfrutan con ellos
  • Que nuestros pies sean sensibles sexualmente: Es decir, que sean una zona erógena secundaria y nos den placer al acaricialos, lamerlos, etc. Hay quien disfruta enormemente cuando se le succionan los dedos del pie, otros son especialmente sensibles en el hueco entre el dedo gordo y el segundo, para otros es la sensación de cosquilleo en las plantas de los pies…

Evidentemente ambas sensibilidades pueden “entrenarse”, así que no esperéis que os vuelva locos desde el principio: Es una zona que no ha sido empleada para nada similar durante toda vuestra vida (al contrario que las manos, por ejemplo). Si sentís algo de placer en cualquiera de los casos, seguid practicando!

Lo ideal sería que los dos en la pareja disfrutásemos con las dos partes: por los pies de nuestra pareja y por los nuestros. Eso es estupendo, y si es vuestro caso, felicidades! Pero no es lo habitual: lo normal es que uno de los dos sienta atracción y el otro no tanto.

Eso sí, también hay que tener en cuenta que al no estar acostumbrados, los pies se cansan muy rápido al ser “activos” (acariciar, masturbar, etc). Por ello es muy importante elegir muy bien la postura para vuestros juegos: es muy triste tener que parar algo agradable porque empiezas a sentir pinchazos en las plantas de los pies! 🙂

 

El teasing, la seducción o el poco a poco

Está claro que los juegos con los pies no son para tener prisa: son torpes comparados con las manos y podemos hacerle daño a nuestra pareja. Pero en cambio se prestan muy bien a los juegos basados en acumular tensión sexual:

  • Ir acariciando poco a poco el cuerpo de tu pareja con los pies, pero acercarnos con cuidado a las zonas erógenas: ir rodeando los pezones, acariciar la cara interior de los muslos, etc. La visión constante de los pies puede ser muy excitante para un podófilo!
  • Acariciar los pies de nuestra pareja con estímulos muy suaves e ir subiendo con lentitud: empezar con caricias muy suaves, incluso con plumas o seda, e ir subiendo hasta llegar a los mordiscos. Todo un entrenamiento para su sensibilidad!

 

La dominación

Es muy habitual relacionar la dominación con los pies: pisar es una clara señal de dominio sobre alguien!

  • Ordenarle a tu pareja que se tumbe en el suelo boca arriba e ir pisándole con un pie, masajeándole la zona y acercándonos cada vez más a sus zonas erógenas. Puedes combinarlo con una visión muy erótica de tu entrepierna desde abajo (quizás con lencería), con sexo oral dominante (facesitting, facefuck, etc). Si le gusta el anal puedes hacer que se ponga boca abajo e ir presionando entre sus nalga con tu pie
  • Obligarle a eyacular sobre tus pies (para ellos) o masturbarse contra tu pie (para ellas)
  • Obligarle a lamer tu pie: Versiones más agresivas son obligarle a lamer comida/bebida de tus pies, o hasta el semen.

Un juego muy conocido y representado en este área es el siguiente: ella le espera a él sentada con su mejor lencería, o quizás con un disfraz de roleplaying o de dominatrix, como más os excite. Cuando él entra ella toma el mando, y le ordena que se ponga a cuatro patas y se acerque. Luego le ordena que le bese los pies, que los lama y succione cada dedo. Luego que vaya subiendo lamiendo la pierna, pero cuando llega cerca de la entrepierna le para. Ella se desnuda completamente y le ordena que se masturbe sobre sus pies, y luego que lama el semen. Sentíos libres de modificar el juego a vuestro agrado.

Otro juego que puede mejorar mucho con los pies es la entrevista de trabajo, que os explicamos en otro post.

Sexo para parejas - juego dominación con los pies

En público

Lo bueno de los pies es que se pueden usar en público. Si a tu pareja le atraen tus pies, asegúrate de mantenerla excitada con sutilezas que sólo verá él/ella. El morbo de estar en público y la posibilidad de que te pillen puede ser muy excitante!

  • Juegos bajo la mesa: Ya comentamos la posibilidad de juguetear con tu pareja bajo el mantel de un restaurante, aunque también puedes hacerlo bajo la mesa de la casa de tus amigos, cuando tienes invitados…
  • En lugares públicos en los que puedes ponerte cómodo: Darle un masaje erótico a tu pareja en los pies en la playa puede ser muy excitante, combínalo con darle crema para el sol por todo el cuerpo y volveréis a casa antes de lo esperado. Otros lugares públicos que te permiten juguetear en público son el cine, bajo el agua en la piscina, etc

Sexo para parejas - excitar a tu pareja con los pies en público

Worshipping

El worshipping se basa en estimular al máximo una zona del cuerpo, y podemos aplicarlo a los pies de nuestra pareja. Si te atraen los pies de tu pareja, y te gustaría que te acariciase con ellos, prueba a hacerle un worshipping: con un poco de suerte descubrirá que le gustan las sensaciones en sus pies, y entonces ya seréis complementarios.

  • Masajes: Hemos hablado en varios posts de dar masajes eróticos a vuestra pareja, pero podéis concentraros en sus pies. Si vuestra pareja no está muy seguro/a, empezad por un masaje normal (cuello, espalda, trasero…) e id bajando hasta los pies. Si está excitado/a y los pies le acaban ayudando, lo relacionará rápidamente
  • En el baño: Una de las reticencias psicológicas de los pies es que se asocian a suciedad (aunque también hay gente a la que le gusta). Si es vuestro caso, empezad vuestro juego en el baño: os bañáis juntos y le das una limpieza a fondo a los pies de tu pareja. Los enjabonas, masajeas y limpias hasta que relucen. Y ahí, entre el agua y el jabón, ya no son un elemento “sucio”: puedes lamerlos, chuparlos, morderlos…

 

El 69 de los pies

El 69 es una postura que se puede combinar con al atracción por los pies en ciertos casos. Si nuestras alturas son similares el 69 nos deja las entrepiernas justo a la altura para el oral. Pero si uno de nosotros es bastante más alto podemos dejarle los pies a la altura de su cara mientras nosotros seguimos con sus genitales. Algunas parejas tendrán que doblar un poco las piernas para ajustarse, pero es cuestión de práctica.

De esta forma uno puede dedicarse a los pies mientras recibe un oral. Evidentemente esta postura puede ajustarse como cualquier 69:

  • Ambos tumbados de lado: Sólo si vuestra diferencia de alturas es grande, porque se dificulta doblar las piernas y estar cómodo
  • Uno tumbado boca arriba y el otro encima a cuatro patas: La postura más fácil

Sexo para parejas - combinar sexo oral con los pies

Durante la penetración

Si nos excitan los pies, ya sea verlos o que nos los acaricien, ¿por qué no incluírlos durante la penetración? En varias posturas es bastante fácil:

  • Postura 275 y similares: él de rodillas y ella tumbada boca arriba con los pies junto a su cara, para que los pueda lamer, o también apoyarle los pies en el pecho y acariciarle con los dedos

Sexo para parejas - jugar con los pies durante la penetración

  • En las posturas 871 y similares: ella tumbada boca arriba y él tumbado encima. Si ella dobla las piernas puede pasarle el talón por la raja del trasero

Sexo para parejas - usar los pies durante la penetración

  • Una postura que no tenemos en nuestro kamasutra: él tumbado boca arriba, ella sentada encima de él pero con las piernas hacia su cara para que pueda lamerlos

Seguro que hay muchas posturas más en las que se puede incoporar los pies durante la penetración, así que a revisitarlas todas con mucha imaginación!

 

Con la boca

Ya hemos comentado varias de las posibilidades de estimular los pies con la boca:

  • Lamer y succionar los dedos
  • Lamer el hueco entre el dedo gordo y el segundo dedo
  • Morder el talón: pruébalo, es una zona sorprendentemente sensible!
  • Juegos con comida/bebida: ¿champán cayendo por tus pies? Hay muchas posibilidades!

Sexo para parejas - juego de dominación con los pies

La decoración

Aunque no sea un juego propiamente dicho, el decorar los pies puede ayudar a la excitación en todo el resto de juegos, así que es muy recomendable. Por suerte hay muchos recursos: pintarse las uñas, medias, zapatos de tacón, medias de rejilla o fishnets… incluso hay anillos para los dedos de los pies, pero no suelen ser muy compatibles con los juegos!

View post on imgur.com

En nuestro siguiente post hablaremos de las posturas para hacer un footjob, pero por ahora tenéis un montón de juegos nuevos para probar!

Categorías: FiliasJuegos

2 comentarios

CARLOS · 27/09/2015 a las 6:15 pm

ESTE FETICHE ES LO MEJOR QUE ME PUEDE HABER PASADO, POR LO MENOS AQUELLO DE PENETRAR A MI PAREJA Y LAMERLE LOS PIES A LA VEZ, ES LA POSE QUE PRACTICAMOS SIEMPRE.

CLARO QUE YO TENGO LA VENTAJA DE TENER UNA GRAN COMUNICACION Y COINCIDENCIA, CON MI PAREJA, PUES AMBOS DISFRUTAMOS DE MUCHAS COSAS Y ESO HA MENTENIDO SIEMPRE VIVA LA LLAMA DEL DESEO.

ELLA SABE DE MI GUSTO POR LOS PIES MUY BIEN CUIDADOS Y CADA VEZ QUE OBSERVA ESE DETALLE EN ALGUNA AMIGA, LA TRAE A CASA PARA QUE YO MUY SUTILMENTE ME FIJE EN SUS PIES.

Posturas - posturas para un footjob - Sexo para parejas · 28/09/2015 a las 2:36 pm

[…] la temática del post anterior sobre juegos con los pies, vamos a centrarnos ahora en el footjob. Ya hablamos de esta práctica en el post inicial sobre la […]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.